Blog

Cómo estimular el apetito del ganado bovino

De entrada, conviene señalar que el pasto fresco es el alimento que mejor estimula las ganas de alimentarse en el ganado bovino. En cualquier periodo de su vida el bovino puede dejar de consumir los alimentos que necesita. En caso de que esto se presente, se corre un elevado riesgo en términos de rentabilidad pecuaria. De allí que sea tan valioso conocer las causas de este problema y las posibles soluciones que ello tiene.



Para no padecer daños económicos o comerciales, toda granja o criadero debe de conocer los factores que derivan en la falta de apetito del ganado bovino. Los veterinarios más experimentados afirman que en primera instancia, un bovino que deja de alimentarse como es debido experimenta un evento poco normal que está vinculado con posibles parásitos, alteraciones en su dieta cotidiana o por ofrecerle alimentos de escasa palatibilidad. Ese es el caso de los pastos secos, por ejemplo.

Pastos de escasa calidad 

En efecto, en el periodo estival los pastos suelen presentar este problema y por ello los productores tratan de conseguir de algunos elementos que comercializan sin problemas, como, por ejemplo, la papa y el glicerol. La causa de este problema suele estar relacionada con las abruptas alteraciones en la dieta de los ejemplares.

Al no estar acostumbrados a alimentarse con ciertos elementos, los bovinos suelen mostrarse reacios a consumir esa comida. Los especialistas afirman además que la utilización de multivitamínicos principalmente en los periodos de sequía que se presentan a lo largo del año favorece la estimulación del apetito de los bovinos. Estos complementos nutrimentales son eficientes para solventar las deficiencias que suelen presentar las pasturas, especialmente durante la temporada veraniega.

En este sentido, resulta indispensable que los animales consuman suficiente complejo B así como también vitamina A, puesto que esta última favorece la regeneración de los tejidos intestinales en los bovinos.

Complementos alimenticios atractivos

Una práctica alternativa que también suele ser empleada por los emprendedores pecuarios es la utilización de productos que garantizan energía y que son combinados con los pastos para que los ejemplares de ganado bovino las consuman con más entusiasmo. Un ejemplo de esta clase de estimulantes del apetito es la melaza, aunque conviene no usarla en exceso.

Esto último es importante, ya que lo que necesitan vacas, reses y terneros es pasto fresco. Consumiendo tal alimento se garantiza la aparición de ciertas bacterias en el aparato digestivo del bovino, que favorecen el aprovechamiento cabal de las sustancias nutritivas.

Ciertamente añadir melaza al pasto seco hace más atractivo ese alimento para el ganado. Es una estrategia de estimulación del apetito en los bovinos que debemos de tener siempre presente.

Presencia de parásitos y escaso apetito en las reses

Por otra parte, el ganado que ha dejado de tener un apetito normal puede estar experimentando una etapa con abundantes ataques de parásitos. Y si durante ese periodo se nutre con alimentos de escasa calidad, se observará en poco tiempo una disminución en su estabilidad corporal y por consiguiente una reducción en su potencial aprovechamiento pecuario.

Tomando en cuenta lo anterior, la desparasitación del animal será sumamente valiosa para favorecer el retorno de un normal apetito. Los tiempos de sequía o las aglomeraciones de reses suelen elevar los riesgos de que se presenten infestaciones parasitarias en el ganado bovino.

Es importante contar con el apoyo de un veterinario perfectamente certificado para que tal especialista realice un seguimiento de los planes de vacunación y desparasitación que convenga seguir en una población bovina. El veterinario también está perfectamente capacitado para aconsejarnos lo mejor en lo que se refiere a la nutrición bovina.

Mejorar el forraje para el ganado bovino

Otra estrategia para que los animales no experimenten una disminución del apetito es optimizar la calidad del forraje de los predios. Si se procura que siempre se mantengan frescos y verdes, esto aumentará su aprovechamiento para la correcta nutrición de las reses.

También hay que observar que, si los bovinos pierden el apetito, en especial por abruptas alteraciones en la dieta, llegará el instante en que los animales se moldearán a los novedosos sabores de cada alimento que se les ofrezca. Lo más importante es que la dieta que se les ofrezca a los animales solvente las necesidades nutricionales que tengan para así garantizar su salud y correcto desarrollo corporal.

Descuentos por Mayoreo

Eres veterinario, criador, ganadero, rescatador, etc, infórmate sobre nuestros descuentos a clientes frecuentes

Llámanos en México DF: +52 (55) 4593 8990

Llámanos o escríbenos por whatsapp, será un gusto atenderte